martes, 25 de septiembre de 2012

Los últimos caballitos del diablo

En estos últimos días del verano y principios del otoño vuelan alrededor de los cursos de agua tranquilos los últimos caballitos del diablo, aunque en algunas especies el periodo de vuelo se extiende a octubre e incluso noviembre si el tiempo viene soleado. En un pequeño arroyuelo de Salas me detengo a observar varios ejemplares del caballito de diablo azul Calopteryx virgo, entre ellos una hembra cazando pequeños insectos que una vez y otra vuelve a su mismo posadero en una hoja de zarza.


 Las hembras de esta especie se diferencian bien por su tono verdoso y por las alas con una venación en tonos marrones; aquí se puede ver con las alas abiertas, donde se puede observar su pterostigma de color blanquecino.


Los caballitos del diablo, a diferencia de las libélulas, no suelen alejarse de los cursos de agua. Tras un rato cazando llegó un macho a su lado...


En este caso, el macho de Calopteryx virgo, a diferencia de los que refería en una entrada anterior, es azul muy marcado en lugar de verde y posee la base de las alas transparente y no negruzca, por lo que parece corresponder con la forma o ssp. meridionalis.


3 comentarios:

  1. No se, espero que no te parezca mal, pero yo juraría que ese verde del que hablas, con pterostygma blanco en el borde del ala, es la hembra de calopteryx virgo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto que sí, esa venación en las alas de tonos marrones la delata, entre otras cosas. Lo que tiene a veces obcecarse..muchas gracias por sacarme de mi error, y un saludo.

      Eliminar